Blog corporativo

El blog corporativo no ha muerto [Infografía]

En pleno bum del marketing de contenidos, todavía existe quien se pregunta si el blog corporativo ha muerto. La respuesta es no. Es más, se encuentra en su mejor momento. Precisamente ahora que Google premia el contenido original, frecuente y de calidad por encima del linkbuilding, es cuando debemos potenciarlo. En este artículo, te enseñaré a integrarlo dentro de tu estrategia de marketing de contenidos. Al final del artículo, tendrás las herramientas necesarias para ponerte a trabajar en el blog corporativo de tu empresa e impulsarlo.

Cómo incluir el blog corporativo en tu estrategia de contenidos

Contar con un blog corporativo dentro de tu web te ayudará a posicionarla mejor. Estarás proporcionando información interesante para tu lectores, de calidad, totalmente original y frecuente. A Google le gusta esto. Muchas visitas nuevas llegarán porque buscaban un tema concreto y han dado con tu blog, con tu web, con tu negocio. Además, si tus artículos son interesantes, tus lectores los difundirán en redes sociales, ayudándote a aumentar tu notoriedad. Y no quedan ahí sus beneficios, las llamadas a la acción dentro de cada entrada te ayudarán a convertir esos visitantes en leads y, si continúas por el buen camino, en clientes. ¿Preparado para crear el blog de tu empresa?

Paso a paso de la creación de un blog corporativo

  1. Desarrolla una estrategia y, para ello, hazte las siguientes preguntas: ¿Por qué quieres un blog? ¿Para qué lo vas a utilizar? ¿A quién te vas a dirigir? ¿Cuándo vas a publicar? ¿Sobre qué vas a escribir? ¿Lo escribirás tú directamente o se encargará alguien de tu equipo? ¿Cuántas personas estarán implicadas? ¿Qué tono vas a utilizar?
  2. Define las categorías y etiquetas que utilizarás y que guardarán consonancia con el tipo de artículos que has definido en tu estrategia.
  3. Elabora un calendario editorial. Yo estoy encantada utilizando Trello, pero elige la herramienta que te resulte más cómoda de utilizar. Siéntate y dedica un rato a pensar qué artículos quieres publicar en las próximas semanas.
  4. ¡Ponte a escribir! Te recomiendo que escribas varios artículos para que, así, siempre vayas por delante de tu planificación. También es recomendable contar con un par de entradas ya redactadas y maquetadas que sean atemporales, que guardes en borradores y que puedan sacarte de un apuro en caso de emergencia. Créeme, algún día las necesitarás.
  5. Instala Google Analytics antes de lanzar tu blog corporativo, para que así puedas medir las visitas que recibe desde el primer momento en que esté activo.
  6. Publica tu blog: puedes lanzarlo con una o varias entradas, dependiendo de tu estrategia, del público al que te dirijas y de la imagen que quieras transmitir.
  7. Difunde los nuevos artículos a través de las redes sociales de tu empresa, de la home de su página web, de su newsletter, etc.

Definir objetivos y establecer un calendario editorial

Como en toda estrategia, lo principal es definir un objetivo principal y dos o tres más secundarios. Probablemente, quieras que el blog te ayude a posicionar tu empresa. Éste podría ser un primer objetivo. Sin embargo, hay quien prefiere utilizarlo para conectar con su audiencia y generar una comunidad. ¡Es igualmente válido! También puede ser que estés pensando en montar un blog para captar clientes. Sí, es posible conseguirlo.

Una vez que tengas claro qué objetivo(s) quieres que te ayude a alcanzar el blog corporativo de tu empresa, deberás definir la frecuencia de publicación (como mínimo, te recomiendo un artículo a la semana), el tono con el que te dirigirás a tus lectores (¿cercano, informativo, persuasivo…?), los temas que te gustaría tratar, la profundidad de esos temas (¿te diriges a usuarios amateur o son expertos?), la longitud de cada artículo… y deberás plasmarlo todo sobre el papel. Entiendo que ya tendrás definido a tu público objetivo pero, si no es así, es buen momento para hacerlo. Conocer sus hábitos te ayudará a dar respuesta a todo lo anterior.

¿Hecho? Sé que la primera vez no resulta fácil, pero agradecerás tener a la mano esta información en determinados momentos. Cuando tengas definida tu estrategia, es hora de elaborar un calendario editorial. Como te comentaba en el párrafo anterior, yo te recomendaría que escribieses -al menos- un artículo por semana. Te ayudará a posicionar mejor tu página y tus lectores no se sentirán abandonados. Si esta frecuencia te sigue pareciendo muy elevada, puedes optar por un artículo de mayor longitud y profundidad cada quince días. Lo importante es que tus lectores sepan a qué atenerse: no publiques tres artículos seguidos una semana para luego no publicar en un mes.

En el calendario editorial, debes indicar la temática del artículo (opcionalmente, el título), la persona responsable de escribirlo, la fecha de entrega e, incluso, la categoría a la que pertenece. Yo me lo organizo de forma mensual, pero hay quien prefiere definir los contenidos de todo un trimestre. Tú eliges como te sientes más cómodo.

Cómo promocionar sus contenidos de forma efectiva

Una vez tengas redactados y publicados tus artículos, comienza la promoción de cada uno de ellos. Debes compartirlo en tus redes sociales en el momento más adecuado del día de publicación, es decir, cuando el alcance pueda ser mayor. Además, es interesante que cuentes con una herramienta que te permita recuperar artículos pasados para darles una segunda vida en Twitter, Facebook y LinkedIn, como Blogsterapp. No todos tus seguidores habrán visto tu artículo la primera vez que lo compartiste, por lo que es aconsejable volver a promocionarlo a otra hora.

También te aconsejaría que lo enviaras a tus suscriptores. Aquí tienes tres opciones: (1) dedicar un espacio al último artículo publicado dentro de la siguiente newsletter; (2) enviar un e-mail más personal enlazando al artículo y explicando qué te ha motivado a escribirlo; (3) si tienes suficiente volumen, puedes enviar periódicamente una newsletter con los últimos artículos de tu blog. Sea cual sea la opción que elijas, hazlo segmentando a tus suscriptores y enviándoselo sólo a aquellos que puedan estar interesados.

Un blog corporativo conlleva una gran responsabilidad y, sobre todo, muchas horas de trabajo. Sin embargo, sus beneficios a medio y largo plazo hacen que merezca la pena el esfuerzo. Si se te plantean dudas a la hora de diseñar la estrategia del blog de tu empresa o de empezar a redactar los primeros contenidos, no dudes en contactar conmigo. Y, si te ha gustado el artículo, a continuación te dejo una sencilla infografía para que no olvides ningún paso al crear tu blog:

7 pasos para crear tu blog corporativo

 

 

You may also like

One comment

Leave a comment

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
Crea tu Plan de Marketing

Crea tu Plan de Marketing

 

Solicita ahora tu kit de plantillas para empezar a trabajar en tu Plan de Marketing. Sólo tienes que introducir tus datos para recibir una infografía con el paso a paso del Plan de Marketing, una plantilla para hacer seguimiento de tus KPI y una página rellenable para tener todo tu Plan de Marketing a la vista.

Te has registrado con éxito, enseguida te redirijo y te envío tu kit de plantillas.

Twittear
Compartir13
Compartir7
+11